“Que me entregue a los responsables y se cierre esa base del demonio”: la madre de Vanessa Guillén horas antes de su reunión con Trump

La madre de la soldado, Gloria Guillén, relató de manera dramática sus recuerdos de Vanessa, además de exigir el cierre de la base Fort Hood. "Mi hija murió siendo inocente en esa maldita base. Ésa no es una base, es un cementerio, no merece estar abierta", exclamó.

“Que me entregue a los responsables y se cierre esa base del demonio”: la madre de Vanessa Guillén horas antes de su reunión con Trump
La madre de Vanessa Guillén en conferencia de prensa este jueves en Washington D.C., antes de reunirse con el presidente Trump. (Source: Noticias Telemundo)

(TELEMUNDO) - La familia de la soldado Vanessa Guillén llegó esta mañana a Washington D.C. donde cerca del mediodía se reunirán en privado con el presidente, Donald Trump, a quien le exigirán una ley que proteja a las víctimas de acoso sexual en el Ejército, además de pedir el cierre de la base militar de Fort Hood, en Texas.

La madre de la soldado, Gloria Guillén, relató de manera dramática sus recuerdos de Vanessa: "Mi hija murió siendo inocente en esa maldita base. Ésa no es una base, es un cementerio, no merece estar abierta".

“En esa base matan, secuestran, violan y asesinan”, afirmó la mujer ante un grupo de personas que llegó a expresar su apoyo a la familia y a exigir justicia para Vanessa.

Lupe Guillén, la hermana menor de la soldado que fue asesinada en abril pasado, aseguró que las autoridades militares de la base "deben responder, sus líderes deben responder".

"Ellos dicen que protegen a los soldados, pero no protegieron a mi hermana, en lugar de eso la hostigaron sexualmente. Esto se pudo haber evitado. "Yo quiero que el Congreso apruebe la ley 'Yo Soy Vanessa Guillén', si no pasan es porque no les importa, es porque las víctimas no fueron sus hijos", dijo Lupe muy emocionada.

La familia busca que los legisladores aprueben una ley que proteja a las víctimas de acoso sexual en el Ejército.

Según dijo la hermana menor de Vanessa, algunos soldados se le han acercado reconociendo que tienen miedo. "Tienen miedo de hablar fuera de la base, imagínense reportar un caso de abuso sexual", aseguró.

La abogada de la familia, Natalie Khawam, dijo lo siguiente: "No dejaremos que esto se desvanezca. Los soldados tienen que tener los mismos derechos que nosotros. Que lleven un uniforme no significa que no merecen los mismos derechos que los demás".

“Me dijeron que esto afecta a las fuerzas armadas. Nos vamos a segurar que sea el movimiento #metoo” para las fuerzas armadas”, sostuvo Khawam.

La familia habló antes de reunirse este mediodía con el presidente Donald Trump en la Casa Blanca.

En una entrevista exclusiva con Noticias Telemundo, Trump afirmó el 10 de julio pasado que había dado "órdenes específicas" de investigar el asesinato de la soldado. "Quiero saber todo al respecto", dijo el mandatario.

La muerte de la soldado está siendo investigada por el FBI. Hasta ahora, una mujer es la única detenida. Se trata de Cecily Ann Aguilar, de 22 años, y expareja del sospechoso principal por este crimen. Está acusada como cómplice por manipulación de evidencia.

Aguilar enfrenta una condena de hasta 20 años en prisión y una multa de hasta 250,000 dólares.

Derechos de Autor KTLE 2020. Todos los Derechos Reservados