El FBI arresta a Ghislaine Maxwell, excolaboradora de Jeffrey Epstein, en caso por tráfico sexual

El FBI arresta a Ghislaine Maxwell, excolaboradora de Jeffrey Epstein, en caso por tráfico sexual
. (Source: Telemundo noticias)

(TELEMUNDO) - El FBI arrestó este jueves a la mujer que habría ayudado a Jeffrey Epstein a conseguir víctimas de los cargos de violación y tráfico sexual que el financiero enfrentaba antes de morir en prisión. 

Se trata de Ghislaine Maxwell, británica que sostuvo una relación amorosa con Epstein y que fue señalada como su colaboradora por jóvenes y mujeres que lo acusaron. 

Fue acusada de conspirar para delinquir en actos sexuales contra menores de edad, al "facilitarle" a Epstein las niñas y jóvenes de las cuales presuntamente abusó, y enfrenta cargos por mentir bajo juramento en 2016.

"El archivo contra Epstein le imputaba abusos sexuales de menores de edad entre 2002 y 2005. Este caso contra Ghislaine Maxwell es la precuela del caso que presentamos contra Jeffrey Epstein", dijo en conferencia de prensa Audrey Strauss, la fiscala federal para Manhattan.

"Era de sus asociadas más cercanas y lo ayudó a explotar a niñas que tenían tan poco como 14 años", agregó la fiscala. "En algunos casos Maxwell participó en los abusos ella misma".

Varias de las mujeres que alzaron la voz contra Epstein y Maxwell celebraron el arresto: "Están muy agradecidas de que se haya tomado este paso", porque "Epstein no actuó y no pudo haber actuado solo", dijo un abogado que representa a varias de ellas.

Según la imputación, Maxwell se hacía amiga de las menores de edad y les preguntaba sobre sus vidas. Después las invitaba al cine y de compras, poco a poco incorporando a Epstein a esas salidas. La acusada también convencía a las menores de edad a aceptar regalos de Epstein como viajes o dinero para sus estudios, con lo que "se sentían obligadas hacia él", dijo la fiscala.

"Maxwell mintió porque la verdad, como se presenta en la acusación, es demasiado atroz: buscaba a niñas menores de edad, hacía que confiaran en ella y luego las metía en la trampa tendida por ella y Epstein", dijo Strauss.

La fiscala dijo que la investigación contra otros posibles conspiradores y colaboradores, a quienes llamaron "otros villanos", sigue abierta.

“Si usted cree que fue víctima de Jeffrey Epstein o Ghislaine Maxwell, o de alguien que los ayudara, sin importar cuándo, por favor déjenos saber”, indicó, al pedir a posibles personas afectadas a llamar al 01-800-Call-FBI (225-324).

Jeffrey Epstein y Ghislaine Maxwell (derecha) con Donald y Melania Trump en Mar-a-Lago, en febrero de 2000.
Jeffrey Epstein y Ghislaine Maxwell (derecha) con Donald y Melania Trump en Mar-a-Lago, en febrero de 2000. (Source: Davidoff Studios Photography)

Los cargos surgen de las denuncias de las jóvenes, que contaron cómo Maxwell era quien se acercaba a ellas para ofrecerles ayuda, trabajo de modelaje o como asistentes con Epstein.

Después las adolescentes eran conminadas a realizar actividades cada vez más sexualizadas. Por ejemplo, él les pagaba para que ellas le dieran masajes desvestidas, según la acusación penal en contra de Epstein, mientras que Maxwell intentaba instruirlas, sin que ellas lo pidieran, en cómo darle placer sexual a Epstein.

“Ella era quien organizaba todo para Jeffrey”, le dijo Sarah Ransome, una de las primeras en acusar públicamente al hombre, a The New York Times. Ransome también es de las vítimas que compartió su experiencia en el documental Jeffrey Epstein: Filthy Rich, recién estrenado en Netflix.

El financiero neoyorquino, que tenía destacadas conexiones, como una aparente amistad con el príncipe Andrew, murió en la cárcel el año pasado mientras enfrentaba un proceso penal por tráfico sexual. La muerte fue clasificada como un suicidio.

Maxwell, hija de un magnate británico, fue arrestada en New Hampshire. En declaraciones previas ha dicho que no cometió ningún delito.

Durante años también lo ayudó a administrar sus bienes raíces, incluida una isla privada a la cual presuntamente llevaba a las jóvenes para abusar de ellas, y a mantener contacto con diversas figuras públicas, desde políticos hasta académicos (que han negado saber algo sobre sus actos violatorios).

Aunque algunas de esas relaciones y amistades habrían ayudado a mantenerlo impune durante años: en 2007 fue acusado formalmente por el FBI de abusar de menores en su mansión de Palm Beach. 

Pero los fiscales en Miami, entre ellos Alexander Acosta, quien después fue Secretario de Trabajo de Trump, llegaron a un acuerdo con su abogado para que Epstein solo tuviera que declararse culpable de prostitución local para evitar cargos federales.

Pasó 13 meses en prisión, con privilegios para salir diariamente para ir a su oficina, y todo el acuerdo quedó fuera de las cortes, por lo que las sospechas de abuso de menores no se hicieron de conocimiento público, y ninguna de las mujeres que fueron victimizadas por él tuvo oportunidad de rebatir los cargos. El pacto se dio a conocer por una investigación de The Miami Herald.

Epstein, con la presunta colaboración de Maxwell, pudo así seguir con sus actividades también en Nueva York, donde finalmente fue imputado a mediados de 2019.

Derechos de Autor KTLE 2020. Todos los Derechos Reservados