Camerún: 5.000 personas liberadas de Boko Haram desde enero

Camerún: 5.000 personas liberadas de Boko Haram desde enero

Por EDWIN KINDZEKA MOKI
Associated Press

YAUNDÉ, Camerún (AP) -- Más de 5.000 personas, entre ellas mujeres y niños, han sido liberadas de manos de extremistas islámicos y al menos 60 combatientes de Boko Haram han muerto en operativos de soldados cameruneses y nigerianos realizados desde finales de enero, informó el Ministerio de Comunicación de Camerún el martes.

Con el respaldo de tropas nigerianas, miles de soldados cameruneses han llevado a cabo redadas desde el 26 de enero contra bastiones de Boko Haram en las montañas de Mandara, que se extienden entre ambos países, indicó el ministerio y el portavoz gubernamental Issa Tchiroma Bakary.

"Al menos 60 terroristas fueron aniquilados, 21 sospechosos fueron arrestados y están ayudando a los ejércitos de Nigeria y Camerún en sus investigaciones", agregó Bakary. "Un centro de refugio para los insurgentes fue destruido completamente en los altiplanos de Mandara, y también fueron destruidos un depósito de petróleo y una fábrica de explosivos".

Los soldados también destruyeron la residencia de un líder de Boko Haram que también servía de escondite para los extremistas, así como una enorme cantidad de armas, vehículos y motocicletas, recalcó Bakary. Ningún soldado ha muerto en los operativos, subrayó.

Las más de 5.000 personas liberadas, entre ellas ancianos, fueron trasladadas a un campamento para desplazados en la localidad de Banki, Nigeria, donde reciben atención médica de trabajadores sociales de los ejércitos de Camerún y Nigeria, de acuerdo con Bakary.

En diciembre, el presidente nigeriano Muhammadu Buhari anunció que sus tropas habían desterrado a los extremistas de Boko Haram de su única base vital restante en la selva de Sambisa, otro antiguo bastión que se extiende en la frontera de Camerún con Nigeria.

Ese mismo mes, ambo países reabrieron su frontera por primera vez en tres años.

Desde entonces, Camerún ha hecho un llamado para la vigilancia y la colaboración entre su ejército y la población civil, al señalar que los insurgentes han recurrido a atentados suicidas de gran escala ante la disminución de sus arsenales.

© 2017, La Prensa Asociada.